Manuel Martínez Grande recibe el Gallico de Napardi

Se trata del vigésimo octavo premiado desde que se instauró el galardón en 1986.

El que fuera jefe del servicio de Traumatología y Cirugía Ortopédica del Hospital Virgen del Camino, e impulsor de la Unidad de Traumatología de la Clínica Ubarmin, el doctor Manuel Martínez Grande, ha recibido este mediodía, de manos de José Luis Pujol, presidente de la a sociedad, el Gallico de Napardi.

Tras el preceptivo aurresku de honor, Fernando Cañadas, de Napardi, hizo entrega al
premiado del manuscrito del acuerdo de la junta que le acreditaba a como vigésimo
octavo gallico. A continuación, José Luis Pujol, presidente de Napardi, le hizo entrega
del trofeo.

El Gallico de Napardi reconoce a personas nacidas en Pamplona o vinculadas a ella que
hayan destacado en el cultiivo de las artes, las ciencias, las humanidades, los deportes o
la empresa. Pujol explicó que la elección estuvo reñida, aunque una vez tomada, ha
concitado el acuerdo de todos los socios, “y nos ha alegrado enormemente”.

El presidente de Napardi agradeció al premiado su dedicación al cuidado de la salud de
los pamploneses, y su labor “como embajador de esta tierra”. Y añadió: “Sin renunciar
nunca a sus raíces Asturianas, pero orgulloso del tronco y los frutos que Navarra le
proporcionó y él supo cultivar”. “El Gallico de Napardi está en buenas manos, sin duda,
porque no hay mejores manos que las que sirven para curar”, concluyó Pujol.

Enrique Maya, por su parte, felicitó al premiado, y declaró su satisfacción por poder participar, como Alcalde de Pamplona, “en un momento como éste, tan importante para las fiestas de San Fermín”, y de compartirlo con Eduardo Vall, encargado de lanzar el chupinazo.

De origen asturiano, pero afincado en Pamplona desde 1974, Martínez Grande fue jefe del servicio de Traumatología y Cirugía Ortopédica del Hospital Virgen del Camino de Pamplona y “alma mater del desarrollo que en cirugía ósea, ortopédica y traumatológica ha tenido la Clínica Ubarmin, convirtiéndose en modelo para otros centros que ven en el doctor Martínez Grande el camino a seguir para alcanzar los mayores niveles de calidad en dichas especialidades médicas»

Máximo del Castillo, traumatólogo de la Unidad de Rodilla de la Clínica Ubarmin, fue el socio encargado de imponer a Martínez Grande la mandarra de Napardi. Se da la circunstancia de que Del Castillo fue residente del Dr. Martínez Grande, por lo que puede considerarse que fue su maestro en sus inicios en el mundo de la medicina.

La música del acto corrió a cargo de los gaiteros de Estella y del coro de Napardi, dirigido por Alfonso Ortiz. El coro entonó el «Agur Jaunak» y el «Himno de Napardi» compuesto por Turrillas.

Vigésimo octava edición

Instaurado en 1986, el Gallico de Oro de Napardi alcanza este año su vigésimo octava edición. Reconoce a personas nacidas en Pamplona o vinculadas a ella que hayan destacado en el cultivo de las artes, las ciencias, las humanidades, los deportes o la empresa. Tal y como lo describió en 2001 el periodista navarro Pedro Lozano Bartolozzi, «el Gallico es para un pamplonés algo parecido a merecer el Premio Nobel foral. No hay condecoración, recompensa, merced, lauro, medalla o prebenda que pueda ser comparable».

La entrega, que ya se ha convertido en una de las citas clásicas de las fiestas de San Fermín, ha tenido lugar en los locales de la Sociedad, en la C/ Jarauta 2-4. Pero la jornada ha empezado mucho antes para el Dr. Martínez Grande. Ya a las 08.00 horas, acompañado por los socios de Napardi, el gallico estaba invitado a ver el encierro en la casa consistorial.

A continuación, el protocolo marcaba visitar churrería de la Mañueta y, de seguido, el baile de la Alpargata, en el Nuevo Casino Principal. A las 10.30, ya en los locales de Napardi, se ha servido un almuerzo. A las 13.00, ha tenido lugar la marcha de la Sociedad el Zaguán del Ayuntamiento, y la vuelta a Napardi, a las 13.30, ya acompañados del alcalde Maya y del encargado de lanzar el chupinazo, el edil Eduardo Vall.

Tras la entrega de Gallico, se ha celebrado una comida de honor, también en los locales de Napardi. El menú ha estado compuesto por pochas, ajoarriero y cordero asado, todo ello regado con caldos navarros.

A las 17.15 horas, está prevista la marcha a la Plaza Consistorial, donde el Gallico dirigirá la Pamplonesa. Y para completar la jornada, el premiado y los miembros de Napardi disfrutarán de la corrida de toros en la monumental Pamplonesa.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

20 − 18 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies | Cookies policy

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

This web site uses cookies in order for you to have a better experience as a user. If you continue, you are in agreement with the utilization of said cookies and are also in agreement with our policy of cookies. cookies policy, Click on the link for more information.

ACEPTAR
Aviso de cookies